Curiosidades

Aprender durmiendo ¿Es posible?

Cuenta la historia que una noche de 1931 los padres de un niño polaco llamado Reuben Rabinovitch se dejaron la radio encendida, en la cual había sintonizada una emisora de habla Inglesa.

A la mañana siguiente el pequeño Reuben, que no hablaba una palabra de inglés, sorprendió a sus padres repitiendo palabra por palabra una conferencia que el escritor George Bernard Shaw había pronunciado por la radio. Así nació el concepto de aprendizaje durante el sueño.

Y a partir de ahí ríos de tinta e innumerables bulos sobre sobre este tipo de aprendizaje que han trascendido hasta nuestros días. Lo que menos gente sabe es que esta historia fue inventada por el escritor británico Aldous Huxley en su novela “Un mundo feliz”, publicada en 1932.

En los años posteriores, la ciencia quiso dar respuesta a si es posible el aprendizaje durante el sueño, destacando los experimentos en la Unión Soviética durante los años 60 sobre todo en materia de aprendizaje de idiomas durante el sueño.

Quizás lo primero que deberíamos hacer antes de perdernos en debates científicos y artículos de “prensa amarilla” con resultados experimentales un tanto dudosos, es intentar desgranar el proceso del sueño.

El sueño de una persona Humana está dividido en dos principales fases.

 

  • Fase no REM ( no Rapid Eye Movement)
  • Fase REM ( Rapid Eye Movement)

 

La fase no REM es la primera que acontece durante el ciclo de sueño y esta a su vez se divide en tres etapas, cada etapa puede durar de 5 a 15 minutos.

Etapa 1: tus ojos están cerrados, pero es fácil despertarte. Esta fase puede durar de 5 a 10 minutos.

Etapa 2: Estás en sueño ligero y tu ritmo cardíaco disminuye asi como la temperatura de tu cuerpo. Tu cuerpo se está preparando para un sueño profundo.

Etapas 3: Esta es la etapa de sueño profundo. En ella es difícil despertar a una persona, y si alguien te despertara en ella te sentirías desorientado durante unos minutos.

Durante las etapas profundas del sueño no REM, el cuerpo repara y regenera tejidos, construye huesos y músculos y fortalece el sistema inmunológico.

A medida que nos hacemos mayores, duermes más a la ligera y tienes menos sueño profundo, con tiempos de sueño más cortos. En parte esto, junto con factores metabólicos celulares es una de las causas del envejecimiento.

La fase REM ocurre 90 minutos después de quedarse dormido. El primer período de REM generalmente dura 10 minutos. Las etapas REM se van alargando a lo largo de las horas de sueño y la final puede durar hasta una hora.

En esta fase tu ritmo cardíaco y tu respiración se aceleran, nuestro cerebro está más activo y es en esta fase donde se producen los sueños. Dependiendo de su intensidad, la influencia de los estímulos en nuestro estado emocional y su coherencia, seremos capaces de recordarlos o no.

Estos ciclos se repiten de manera continua durante todas las horas que nos encontramos durmiendo.

Durmiendo

Por otro lado señalaremos que los procesos de aprendizaje y memoria por parte nuestro cerebro están muy estudiados y muy definidos, pero son muy complejos y más si intentamos hacer una correlación entre los entre los factores conductuales que favorecen el aprendizaje y las estructuras biológicas implicadas en ello en un solo artículo.

Podríamos resumir el proceso de aprendizaje de una manera muy muy básica como un proceso consciente (ojo al dato) que consiste en la capacidad de modificar la información que ya está almacenada en la memoria en función de nuevas aportaciones o experiencias.

Dado que la memoria depende del aprendizaje previo, el primer paso en la memoria es el aprendizaje, que ocurre cuando nuestros sistemas sensoriales envían información al cerebro.

Nuestro sistema sensorial puede contener numerosos elementos simultáneamente, pero solo momentáneamente.

El aprendizaje es un proceso activo que involucra la entrada sensorial al cerebro de información, y posteriormente la capacidad de extraer significado a dicha información. Para que dicha información alcance la memoria de trabajo (a corto plazo), o donde la transferencia se considera permanente (memoria a largo plazo) es necesario prestar atención a la información el tiempo suficiente y de una manera consciente.

El proceso lo podríamos resumir de un manera muy general de la siguiente manera; durante la etapa de codificación, la información se envía al cerebro, donde se disgrega en sus elementos de composición más significativos. Un conjunto de células cerebrales procesa estímulos entrantes y traduce esa información en un código neuronal especializado.

En la fase de almacenamiento de la formación en la memoria, el cerebro debe retener los datos codificados durante largos períodos de tiempo. La recuperación constituye el derecho de entrada al mundo infinito de la información almacenada, en la que recuperamos la información antigua de la memoria a largo plazo o en la memoria de trabajo, según sea su uso.

 

¿Sinceramente creéis que sois capaces de hacer todo esto durmiendo mientras escucháis una grabación con lo que queréis aprender?

 

Por supuesto que existe un vínculo entre el sueño y el aprendizaje, pero este tiene que ver más con el hecho de que dormir desempeña un papel activo en la consolidación de la memoria, más que con el proceso de captación de información y codificación ya que parece ser que lo que aprendemos se graba brevemente en el hipocampo, pero es durante el sueño cuando estos recuerdos se transfieren a la neocorteza cerebral, el almacén de la memoria a largo plazo.

Así que siento informaros de que vais a tener que seguir hincando los codos para estudiar, eso sí dormir después de aprender, incluso una siesta puede ser eficaz.

Por supuesto que también te puedes poner unos auriculares con una grabación de la materia a estudiar… igual como técnica para conciliar el sueño puede que no esté tan mal.

Si has llegado hasta aquí síguenos en:

Aprender durmiendo ¿Es posible?
4.9 (98.18%) 33 votes

Acerca del Autor

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.